Orellán

Es un pequeño Pueblo alzado sobre la montaña, cuyas casas se extienden por la ladera en un juego de equilibrio que acaba por conferirle su encanto especial. Desde aquí podemos gozar de una posición privilegiada para contemplar las famosas Médulas , yacimiento aurífero.

Qué ver y qué hacer

Antes de llegar al pueblo, pueden visitar el Castro prerromano cuyos habitantes  realizaban trabajos siderúrgicos y agropecuarios, formada por población indígena. El asentamiento no posee un recinto amurallado definido, con edificaciones cuadradas. En la parte alta se encuentran los restos de los hornos de fundición; en la parte baja, se conservan los restos de las viviendas y al otro lado de la montaña, los restos de la escoria.

En este pueblo también podemos visitar la Galería de Orellán, donde se pueden ver dos túneles subterraneos que servían para conducir el agua hacia el último frente de explotación del sector central de la mina de oro de Las Médulas utilizando la técnica minera romana (Ruina Montium).

Si estas en esta zona una visita obligada es el Mirador de Orellán  muy próximo a la galería,es una de las vistas más famosas de esta región, desde  aquí se puede ver la panorámica de la Zona Arqueológica de Las Médulas, la mejor hora para visitar el mirador es con la puesta de sol, el atardecer muestra los picuezos de un rojizo espectacular.

Por Orellán pasan varias rutas, la senda de los Conventos, la senda perimetral o la subida espectacular entre castaños desde el pueblo de Médulas, para llegar al Mirador.

Toda la zona cuenta con casas rurales,restaurantes  y bares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.